El Selkirk rex es cariñosamente llamado “gato oveja” por las características únicas de su pelaje. Originario de los Estados Unidos a finales del siglo XX, es poco conocido fuera de este país. Y es una pena porque se trata de un gato dulce y cariñoso, apto para toda la familia.

Datos básicos

  • Peso: 5 y hasta 7 kg.
  • Tamaño: mediano-grande.
  • Esperanza de vida: 12-15 años.
  • Ideales para: familias y personas mayores.

Historia y origen del codiciado Selkirk rex

El gato Selkirk rex debe su nombre a su lugar de procedencia, que son las montañas Selkirk, situadas en Wyoming, los Estados Unidos. El segundo nombre, el de “rex”, procede de conejos domésticos con pelaje similar a los que se les denomina así. En Wyoming fue donde se localizó el primer gato de la raza en una fecha muy reciente: en 1987.

Era la única gatita de una camada que presentaba el pelaje ondulado que les es típico. Esta característica se debe a una mutación genética espontánea. La cría se desarrolló mediante cruces a partir de esta primera gata con sus descendientes y gatos de raza Persa. Se descubrió que el tipo de pelo se correspondía con un rasgo genético dominante.

En la actualidad se ha hecho muy popular tanto en su país de origen como en Canadá. A pesar de su nombre, no tiene relación ni con el Devon rex ni con el Cornish rex. La Federación Internacional Felina lo incluye en la categoría III, que es la que agrupa gatos de pelo corto, aunque también dispongan de variedad de pelo largo, como en este caso.

Características de la raza Selkirk rex

Son gatos de constitución robusta y pesada, además de bien musculados. De hecho, se consideran los gatos de pelo rizado más grandes. La cabeza, de tamaño mediano, es redondeada y fuerte. El hocico es corto y ancho. Los ojos son redondos, grandes y se disponen bien separados.

Las patas son potentes y la cola gruesa, de longitud media y punta redondeada. El Selkirk rex se encuentra en dos variedades, una de pelo corto o shorthair y otra de pelo largo o longhair. Es característico su pelaje ondulado en diferentes grados, fruto de una mutación dominante. Los bigotes también son ondulados.

El manto es espeso y de tacto suave, lo que le ha valido el sobrenombre de “gato oveja”. En los ejemplares de pelo largo este tiene mayor longitud alrededor del cuello y de la cabeza y llega a formar bucles. Se admiten todos los colores y patrones.

Comportamiento del Selkirk rex

Los Selkirk rex son gatos de carácter dulce y amistoso. Les gusta recibir mimos, por lo que no es extraño encontrarlos sobre el regazo de sus cuidadores o detrás de ellos por toda la casa. Establecen un buen vínculo con las personas. Bien socializados, no son nada asustadizos. Al contrario, pueden mostrarse extrovertidos.

Por otra parte, también disfrutan de los juegos. Esto los convierte en unos gatos excelentes para la convivencia en el hogar, también con niños pequeños, con los que jugarán. En general, se muestran pacientes con ellos. Se adaptan igualmente a la vida con personas de edad avanzada, gracias a lo tranquilos que son.

Además, pueden compartir hogar con otros animales, ya sean de su especie o de otra, como es el caso de los perros. De hecho, es positivo que dispongan de compañía animal. Tienen un nivel de actividad medio. No son gatos muy ruidosos y, en general, se mantienen calmados.

Cuidados básicos e higiene del Selkirk rex

El Selkirk no tiene problemas para adaptarse a la vida en el interior de un apartamento. Reserva todos los días un rato para dedicarlo a jugar con él. Además de reforzar vuestro vínculo, lo estimulas a nivel mental y lo ayudas a mantenerse en forma. Vigila su alimentación para asegurar un correcto tránsito intestinal que evite la formación de bolas de pelo.

Para ello su menú debe basarse en la proteína de origen animal procedente de carne o de pescado. Además, tiene que aportarle la cantidad suficiente de fibra y es indispensable una buena hidratación. Dado que los gatos tienen tendencia a beber poca agua, se recomienda ofrecerles una alimentación mixta.

Su manto requiere cepillados regulares. Sobre todo en los ejemplares de pelo largo estos deben ser diarios o, como poco, semanales, pero se requiere un cepillo adecuado para conservar el rizo. El peluquero felino puede aconsejarnos sobre los mejores útiles. Revisa y limpia con regularidad sus orejas.

Prevención de enfermedades del Selkirk rex

En líneas generales se puede afirmar que los Selkirk rex son gatos sanos. Eso sí, los cruces con gatos Persa pueden hacerlos más proclives a sufrir una enfermedad denominada poliquistosis renal.

Es importante controlar su dieta para evitar problemas de sobrepeso u obesidad que harán al gato más propenso a sufrir patologías como la diabetes o la artrosis, además de ocasionarle problemas como la intolerancia al ejercicio o al calor. Respeta siempre la ración diaria y no te excedas con los extras.

También hay que prestar atención regular al manto y vigilar las orejas. Al ser peludas puede acumularse en ellas humedad, suciedad o cerumen que acaben por desencadenar infecciones. En cuanto al pelo, si no lo cepillamos se formarán nudos. También tragarán más cantidad durante el autoacicalado, con lo que aumenta el riesgo de bolas de pelo.